Posteado por: uranuevacultura | abril 23, 2013

Xavier de Pedro, presidente de la CHE: “Nuestra competencia es el agua no proteger intereses agrícolas”

javier_depedroLa gestión del presidente de la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE), Xavier de Pedro, de las últimas inundaciones provocadas por las crecidas del Ebro ha sido objeto de todo tipo de críticas de ayuntamientos y agricultores afectados, que llegaron a pedir su dimisión. Unas críticas que se acrecentaron hace 15 días, cuando afirmó que la CHE no iba a reparar los diques dañados porque no tiene recursos económicos y no son de su competencia.

Ahora, después de que el gobierno central anunciara que aportará 5 millones de euros para arreglar las motas, limpiar el cauce y otros trabajos en Navarra y Aragón, De Pedro insiste en que no es competencia de la CHE y que el futuro son las áreas de inundabilidad controlada.

– El presidente de la CHE desató la polémica hace 15 días cuando dijo que no iba a reparar las motas ni a asumir su coste. De Pedro insiste en que no es su competencia, sino de agricultores y ayuntamientos, que son sus beneficiarios
– “Las áreas inundables son el futuro; si no volverá otra riada y se llevará las motas, como siempre”
– “En Aragón los diques los han arreglado los regantes y ayuntamientos. La posición de la CHE ha sido igual”

¿Qué opina de que el gobierno central financie la reparación de las motas y trabajos de limpieza?
Ya dijimos que la CHE no tiene recursos para arreglar todas. Nos podemos felicitar porque el ministerio ha sido sensible y, en cuanto podamos disponer de estos recursos, actuaremos.

¿Sigue afirmando que los diques no son competencia de la CHE?
Por ley, la CHE no es competente. Decir que lo pague otro siempre es más fácil, pero nuestra competencia es el agua, no proteger los intereses de la agricultura, aunque coincidamos con ellos. El 90% de los diques obedecen a intereses agrícolas y no de la población, donde sí nos vemos obligados a garantizar la seguridad de las personas. Tenemos responsabilidad porque afectan al dominio público hidráulico y al cauce, al que comprimen para conseguir más superficie cultivable. Las motas no son propiedad de la CHE. Hay muchas hechas por particulares, otras del Gobierno foral, los regantes… La CHE autoriza su construcción y controla los efectos que pueden tener.

Pero siempre se ha encargado de su reparación y mantenimiento.
Es una situación complicada, pero la CHE no siempre ha invertido en las motas como si fueran de su propiedad. Ha habido diferentes situaciones, pero la CHE, con su presupuesto, no está obligada a repararlas.

Hay una sentencia que condenó a la CHE a indemnizar a agricultores de Milagro por su demora en contratar los trabajos.
Me gustaría leerla porque yo he pedido antecedentes y no me han asesorado en esa línea. Habría que ver qué dice exactamente la sentencia y en qué medida fue responsable la confederación.

Usted ya se ha mostrado contrario al sistema de diques.
La propia existencia de las motas es cuestionable y que estemos obligados a repararlas todavía choca más. Somos partidarios de que existan, pero tenemos recursos económicos limitados y no podemos costear todo un sistema de diques en el Ebro y sus afluentes.

¿Por qué anunció que iba a arreglarlas y dos meses más tarde, tras las segundas inundaciones, dijo que no?
Dijimos que las arreglaríamos si se asumían las áreas de inundabilidad controlada, y en la segunda reunión en El Bocal mantuvimos esa postura. Y no sé si las hubiéramos podido reparar porque los caudales han sido muy altos.
Pero ayuntamientos y agricultores dijeron que necesitaban tiempo para estudiar las zonas inundables, sobre todo por los seguros.

Tienen toda la información. En Aragón hay 4 zonas y, por ejemplo, en Novillas el alcalde está encantado. Y en los seguros hay un acuerdo con el consorcio, que en cuanto los funcionarios de la CHE emiten un informe, se pagan las indemnizaciones. Está todo explicadísimo. Las áreas en Navarra están delimitadas y eso lo saben los alcaldes y el Gobierno. Hubo semanas para tomar una decisión, pero nadie tuvo voluntad y es un error.

La propuesta se vio como una forma de presión para obligar a aceptar esas áreas inundables.
Es comprometerse con una nueva política que es el futuro. Y si no la asumimos seguiremos poniendo parches, volverá otra riada y se llevará las motas. La mejor manera de invertir el dinero público son estas áreas. Ese es el criterio salvo que haya recursos adicionales para reparar los diques, como ha anunciado el ministerio. Pero no hay ninguna obligación legal de la CHE ni del ministerio.

Se le ha acusado de actuar pensando más en proteger Aragón que Navarra.
Y en Aragón dicen que en Navarra tienen las mejores defensas y que eso les causa más daños. Es el debate de siempre, pero tratamos de ser lo más justos y creemos en la unidad de la cuenca. En Aragón, por ejemplo, las motas las han arreglado los regantes y los ayuntamientos. Hubo los mismos efectos, pero no la misma polémica que en Navarra. La posición de la CHE ha sido igual y no ha arreglado ninguna mota.

Agricultores han pedido siempre limpiar el río y ahora la CHE lo asume. Con menos caudal ha habido los mismos daños.
La CHE no es la única responsable. Casi todo el tramo es Red Natura 2000 y es muy complicado porque ni ministerio ni Comunidades Autónomas dan muchas facilidades para hacer limpiezas, sino todo lo contrario. Hay una elevación del cauce y entraremos donde hay mayor sedimentación.

¿Cuándo se repararán las motas?
Ahora las tenemos muy húmedas, no es la situación ideal. Y estamos pendientes de cuándo podremos disponer del dinero, que suele ser rápido, pero dos o tres semanas tardará. Pero no hay que dejar de lado el tema de las áreas inundables porque las motas siempre van a fallar con una avenida importante. Siempre ha pasado.

¿Tienen una valoración del coste?
Rondaría el millón de euros y para los dragados y limpieza esa cantidad o algo superior. Luego también se actuará en afluentes para limpieza y retirar tapones.

Han pedido su dimisión.
Yo creo que antes de eso hay que abrir un diálogo. Se ha criticado a la CHE por gestionar mal la avenida cuando se disminuyó en 1.000 m3 las puntas gracias a la gestión de embalses. No se ha valorado el trabajo y se ha ido por la reivindicación de ayuda, que no es la mejor manera de encarar la situación.

Diario de Navarra, 20/04/2013

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: