Posteado por: uranuevacultura | agosto 6, 2014

Sangüesa acoge otro rechazo al recrecimiento de Yesa

yesa-no-4Sangüesa volvió a ser ayer punto de encuentro de quienes reivindican la paralización de las obras del recrecimiento del embalse de Yesa y exigen responsabilidad y transparencia a la Confederación Hidrográfica del Ebro y al Gobierno de Navarra.

Fue la juventud de la Gazte Asamblada la primera en alzar la voz tras la pancarta en la que se leía: “Vuestra avaricia, nuestra desgracia. Yesa no”, en respuesta a la convocatoria de la asociación Yesa + No.

En las Arcadas abarrotadas y aledaños de la calle Mayor, se encontraron con los vecinos y vecinas de todas las edades que habitan los pueblos aguas abajo del embalse, alcaldes y concejales de la comarca, políticos como, Bikendi Barea o Txelui Moreno, además de representantes de la asociación Río Aragón, que exigieron a las instituciones transparencia y una cota de seguridad para recuperar la tranquilidad perdida y la confianza. Iker Aramendia y Luis Sola fueron los portavoces del colectivo, con tono enérgico y contundente dieron lectura a un comunicado compartido en el que dejaron de manifiesto su intensa preocupación por el desarrollo de los acontecimientos y su total desconfianza de las últimas declaraciones del presidente de la CHE, Xabier de Pedro, que a su juicio siguen ocultando la verdadera magnitud del problema. ¿Cómo puede decir que el recrecimiento de Yesa marcha según lo previsto, después de comunicar la expropiación forzosa a los propietarios de 103 viviendas por estar situadas en una ladera que se desliza?, se preguntan.

Recordaron, seguidamente, que el deslizamiento de la ladera, donde se levantaron las viviendas, ha empujado el cuerpo de la presa hasta levantar uno de sus bloques de hormigón con el embalse lleno provocando la instauración del segundo nivel de emergencia en la presa, el cierre de la carretera nacional que une Navarra con Aragón, aún hoy cerrada, y el gasto de otros 25 millones de euros de imprevistos, lo que eleva su presupuesto hasta ahora a 400. “Si esto es marchar según lo previsto, ¿qué es un imprevisto para ellos? ¿Qué tiene que ocurrir para que se planteen desechar este proyecto? A su juicio, “la ladera es y será inestable, y está rota. Si no puede acoger a las viviendas, tampoco a la presa”, estiman.

Aramendia y Sola denunciaron la falta de información y las mentiras “sobre un proyecto rancio y caduco que hoy no podría llevarse a cabo”, precisaron. Su convicción se apoya en el Mapa de Susceptibilidad de Riesgos por Sismos del Gobierno de Aragón, de marzo de 2014, en el que toda la zona aparece como de alta intensidad. “Este proyecto es rancio, caduco y triste, sólo justificable con mentiras. En la actualidad, sería impensable, y cualquier técnico lo puede corroborar. El hecho de que desalojen obligatoriamente a 102 familias, y que hagan un nuevo modificado del proyecto de recrecimiento para ello, el cuarto en 13 años, nos reafirma en nuestra convicción ”, declaró Luis Sola.

La intervención de Yesa + No finalizó exigiendo la dimisión de presidente de la CHE, del cuerpo técnico de la obra y una cota de seguridad, y fue seguida de contundentes gritos de apoyo.

improvisación Dieron paso acto seguido a Joaquín Grau, concejal de Medio Ambiente del Ayuntamiento sangüesino, que transmitió el sentimiento de intranquilidad de los que viven aguas abajo del embalse , la desconfianza y su disconformidad por el desalojo obligatorio de Yesa. “Que 300 personas tengan que dejar el pueblo no es bueno ni para Yesa, ni para la comarca. No queremos este modelo de desarrollo”, afirmó.

Apeló a la vida tranquila de su ciudad antes de que comenzaran las obras, y manifestó su deseo y el de sus conciudadanos de seguir viviendo en paz, en una ciudad atractiva y no devaluada. De su último encuentro con la CHE dijo: “Salimos más intranquilos de lo que entramos con sensación de que están improvisando en una huida hacia adelante. Igual es el momento de reconsiderar si es el lugar adecuado para construir la nueva presa”, apuntó, y añadió que seguirán trabajando por la seguridad, controlando la adecuación a la ley. Karmele Iriguibel, alcaldesa de Gallipienzo, asentía. “Ningún proyecto debe poner en peligro la vida. Somos pocos, pero somos personas y queremos seguir habitando nuestros pueblos”.

Diario de Noticias, 27/07/2014

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: