Posteado por: uranuevacultura | febrero 9, 2016

‘Yesa + No’ denuncia a la CHE por “poner en peligro” a pueblos cercanos a Yesa en el deslizamiento de una ladera en 2013

Yesa-denuncia-CHE-cercanos-deslizamiento_EDIIMA20160201_0288_4La plataforma ‘Yesa + No’, junto con Sustrai Erakuntza y la alcaldesa de Gallipienzo, Karmele Iriguíbel, ha registrado este lunes en la Delegación del Gobierno en Navarra una denuncia administrativa contra la Confederación Hidrográfica del Ebro al considerar que “puso en peligro” a la población de localidades cercanas al pantano cuando en 2013 se produjo el deslizamiento de la ladera derecha del pantano.

La denuncia ha sido presentada en el Registro de la Delegación del Gobierno, en Pamplona, por el representante de Yesa + No Iker Aramendía, el miembro de Sustrai Erakuntza Martín Zelaia y la alcaldesa de Gallipienzo, Karmele Iriguíbel.


Antes de presentar la denuncia, Aramendía, que ha rechazado las obras de recrecimiento de la presa, ha criticado que “a lo largo de la catástrofe de 2013 se manejó la situación de emergencia en la presa de Yesa sin atender al principio de cautela, incumpliendo los criterios legales en cuanto al manejo de los niveles de emergencia de un plan que no se implantó hasta meses después de que el deslizamiento de la ladera derecha provocara el levantamiento de la presa en su estribo derecho”.

Además, ha censurado que “se manejó la situación de emergencia sin que los habitantes y las administraciones locales de las poblaciones aguas abajo de la presa tuvieran conocimiento de nada de lo que estaba ocurriendo, sin posibilidad de que se redactaran planes de evacuación”.

Por otro lado, ha añadido que “los responsables del proyecto de recrecimiento, estando en un segundo nivel de emergencia, tuvieron que elegir entre desembalsar para eliminar un riesgo cada vez mayor, elevar al tercer nivel la emergencia, que hubiera implicado la evacuación de, por lo menos, Sangüesa, Cáseda y Gallipienzo, o confiar en la suerte y encomendarse al ‘aquí no va a pasar nada’, para no verse envueltos en situaciones incómodas”. “Esta última es la opción que eligieron”, ha lamentado.

A su juicio, “este imprudente proceder no puede quedar sin denunciar, dando así pasos para evitar más impunidad”. “Si huyeron hacia adelante en una situación así, no podemos esperar mucho más en adelante”, ha destacado Aramendía, quien ha precisado que “el máximo responsable de los hechos que ocurrieron es el presidente de la CHE, Raimundo Lafuente”.

Aramendía ha afirmado que “el momento más oportuno para registrar la denuncia era cuando estaba la situación de emergencia”, pero ha asegurado que en aquel momento no disponían de información porque “la CHE y los organismos competentes ocultaron información”. La denuncia, según Aramendía, quiere ser “una primera piedra en la lucha contra la impunidad en este tipo de obras en las que se gestionan las emergencias siempre en favor del propio fin de los proyectos más que en defensa de la integridad de las personas”.

Asimismo, el representante de la plataforma ha indicado que “esto se tendría que haber podido judicializar, pero al no haberse producido una catástrofe, al no haber muerto cientos de personas, no hay posibilidad de denunciar jurídicamente”. Finalmente, ha puesto de relieve que “el plan de emergencias sigue activado y la ladera se sigue deslizando, por lo que nadie descarta que no pueda ocurrir algo más en esa presa”.

PETICIÓN DE “PARALIZACIÓN” DE LAS OBRAS

Por su parte, Karmele Iriguíbel ha afirmado que la población “estuvo y está en peligro”. “No es de recibo que todo esté bien cuando han expropiado todas las urbanizaciones. Si es tan seguro todo lo que están haciendo, no nos entra en la cabeza que expropien”, ha señalado la alcaldesa, que ha pedido “información y paralización” de las obras de recrecimiento del embalse.

Preguntada por la postura del Gobierno foral sobre el recrecimiento de Yesa, Iriguíbel ha indicado que el Ejecutivo navarro ha comunicado a los ayuntamientos cercanos a la presa que “se formará una comisión para realizar un seguimiento de todo esto” y ha destacado que “el Gobierno cree que no es necesario el recrecimiento de Yesa”, una postura que ha respaldado.

“No es necesario, no es necesario poner en riesgo tantas vidas. La vida de las personas para la CHE y para el anterior Gobierno de Navarra no vale nada, no somos votos”, ha criticado la alcaldesa, que ha señalado que la obra afecta a unos 7.000 habitantes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: